Boletín: Carnaval por la vida digna a realizarse en Medellín el próximo 11 de diciembre en las laderas de la Comuna 6.

Por: Mesa Interbarrial de Desconectados 

En la “ciudad de la innovación” contamos con más de 14.000 familias desconectadas del servicio de acueducto, más de 26.000 de la electricidad, 120.000 en el sistema prepago de energía (otra forma de desconexión,) se implementó un piloto del servicio de agua prepago con unas 300 familias y ahora se masifica en todos los barrios pobres de la ciudad. Súmele las familias que ni siquiera tienen cobertura de redes (ni de alcantarillado, ni de acueducto, ni de electricidad) que son aproximadamente 40.000. Barrios como Golodrinas, el Pacifico, bello oriente, Carpinelo, Llanaditas no cuentan con sistemas de acueducto y toman agua contaminada con la bacteria Escherichia Coli bacteria causante de enfermedades como cefalea, diarrea y gastroenteritis. 
Esto agudiza las condiciones de empobrecimiento de los cientos de miles de desconectados de los servicios públicos domiciliarios, constituyendo una violación a los derechos fundamentales de estas familias y convirtiéndose en una problemática social, que incluso genera riesgo de muerte por el problema de salud pública, siendo una acción que degrada la calidad de vida de las comunidades y hunde a la personas en un sentimiento de impotencia al sentirse sin oportunidades, estigmatizadas, discriminadas, humilladas e indignadas, pues sus derechos mínimos para subsistir se convierten en privilegios, esto es una falta de respeto a la dignidad humana. 
Barrios de alta ladera no cuentan con un adecuado sistema de alcantarillado aumentando las amenazas por deslizamientos de tierra, aun cuando EPM cobra la factura por este servicio y ha construido, en el mejor de los casos, sus redes sobre las redes comunitarias que los primeros pobladores de los barrios populares construyeron. 
Las EPM presentó ganancias netas hasta octubre de 2015 por 1.4 billones de pesos, a pesar de esto dice que no existe posibilidad de ofrecer soluciones dignas a la situación de desconexión que hoy aqueja a muchos de los habitantes de Medellín sin distinciones de estrato. Condonar las deudas de los desconectados no supondría en ningún sentido un detrimento patrimonial para EPM. 
Las EPM están en capacidad financiera y logística para mantener, mejorar y construir sistemas de acueducto, alcantarillado y electricidad y así mejorar las condiciones de vida de los habitantes de Medellín.
Los esperamos este 11 de diciembre en las laderas de la comuna 6 en Medellín.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Conversatorio visibilización sentencia absolutoria caso Mateo Gutiérrez

Memoria audiovisual 2018 Documental Amarillo

Rechazamos asesinato del Director y Productor de cine, Mauricio Lezama.